La precarización laboral es una realidad nacional

Voz de la Industria Vol. 7 N° 182

La Cuarta Transformación enfrenta un problema sistémico que sigue avanzando: la destrucción de empleo que paga más de 3 salarios mínimos.

Durante 40 años el Estado mexicano no ha logrado establecer una estrategia de política económica que genere crecimiento económico vigoroso y sostenido que a la vez propicie mayor desarrollo social.

  • La magnitud del problema lo hace evidente: aumenta la población, pero se destruye empleo bien pagado, particularmente el que genera ingresos superiores a tres salarios mínimos (gráficas 1 y 2).

En el nuevo milenio se ha exacerbado la desaparición de empleo bien remunerado: ahora más mexicanos deben competir por un número menor de ocupación y empleo que les otorgue un buen ingreso económico.

Entre el 2005 y el 2019 la precarización del mercado laboral se generalizó en México:

  • El aumento de la población total en ese periodo de tiempo fue de 18 millones de personas. De esa cantidad, 13 millones se incorporaron a la Población Económicamente Activa (PEA), es decir, mexicanos que requieren un empleo:
    • El problema que enfrentaron, así como los que ya se estaban en el mercado laboral, fue la pérdida de empleo bien remunerado que se ha observado en los últimos 15 años (cuadro 1 y gráficas 1 y 2).
  • Lo delicado de la situación se resume en un hecho: en los últimos 15 años, todos los estados de la república registraron un retroceso en el número de personas ocupadas con un empleo que genera un ingreso superior a 5 salarios mínimos: se perdieron más de 2.5 millones de empleos (cuadro 1).
  • La Ciudad de México fue la entidad más afectada con (-) 323.6 mil, el 12.7% del total.
  • En segundo lugar, se ubicó el Estado de México con (-) 283.8 mil (11.1% del total).
  • Baja California (-220.8 mil), Nuevo León (-165.7 mil) y Veracruz (-147.9 mil) fueron las otras entidades que contabilizaron las mayores reducciones.

  • De igual forma todos los estados, salvo Baja California Sur, reportaron una reducción en el total de personas ocupadas que ganaron entre 3 y 5 salarios mínimos (cuadro 2):
    • Se perdieron 3 millones de puestos en ese rango de ingreso.
    • El Estado de México (-480.8 mil), la Ciudad de México (-385.1 mil) y Baja California (-307.7 mil) ocuparon los primeros lugares en la contracción de ocupación y empleo en este nivel de ingreso.
  • La situación en la Ciudad de México, Baja California, Tamaulipas, Chihuahua, Morelos y Guerrero fue aún más delicada: ninguna elevó la cantidad de ocupación y empleo asociada a remuneraciones de entre 2 y 3 salarios mínimos (ver cuadros 1 a 3). Continuar leyendo análisis completo […]

Documento completo

VozIndustria-20191119-Vol-07-Num-182-la-precarizacion-laboral-es-una-realidad-nacional


Descargar

Se permite el uso, distribución y difusión del contenido publicado en IDIC.mx toda vez que se cite la fuente, se vincule al artículo en nuestro sitio web y se mantenga la intención del contenido. En caso de que no sea de autoría del IDIC A.C. se deberá consultar con el autor original.