Adelantan licitaciones para frenar la desaceleración

La industria de la construcción en agosto registró los ingresos más pobres en 13 años. Foto: Cristina Rodríguez/ Archivo La Jornada

La Jornada | Dora Villanueva.

Antes de que termine este mes el gobierno federal pondrá a concurso 873 proyectos de infraestructura cuya licitación estaba prevista originalmente para 2020. El anuncio responde a un esfuerzo por añadir impulso a la actividad económica y, en particular, ayudar al sector de la construcción a salir del bache en que cayó desde hace más de un año.

Este jueves, las secretarías de Comunicaciones y Transportes (SCT) y de Hacienda y Crédito Público (SHCP) anunciaron que los proyectos que serán concursados suman una cartera de 8 mil 765.7 millones de pesos. «Se espera que las empresas ganadoras comiencen a invertir en recursos materiales y humanos a partir de este mismo año. Así, el impacto económico de acciones recurrentes programadas para 2020 se podrá detonar desde este año», agregaron.

El monto anunciado la víspera equivale a poco menos de 2 por ciento de los 485 mil millones que el gobierno refirió a finales de julio como parte del programa de «impulso a la economía».

El escenario en que se dan a conocer estos concursos en la SCT es el de una industria de la construcción que en agosto registró los ingresos más pobres en 13 años y se anuncia antes de la presentación de los resultados del producto interno bruto (PIB) para el tercer trimestre, el 30 de octubre.

Las dependencias detallaron que ayer se publicaron 571 licitaciones de obra pública por 6 mil 215 millones de pesos para conservación de carreteras y puentes. El próximo martes se realizarán 302 invitaciones por 2 mil 552.5 millones de pesos. Todo adicional a los 10 contratos vigentes de asociaciones público privada para conservación en este 2019, por 5 mil 125.2 millones de pesos.

Especialistas consideraron que el es insuficiente si se consideran el monto y el recorte de 5.4 por ciento que hay en inversión física en el paquete económico 2020. Es decir, se adelantan recursos, pero hay menos dinero para ese rubro, que el programado en 2019.

José Luis de la Cruz, presidente del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico, explicó que las causas de la caída en construcción responden en parte al suberjercicio del gobierno federal y a la incertidumbre sembrada en la iniciativa privada por algunas políticas del gobierno actual, pero se arrastra también de cambios en las reglas de operación en vivienda, al inicio de la administración de Enrique Peña Nieto.

Sobre las licitaciones anunciadas la víspera, «se requiere más», dijo en entrevista Carlos Ramírez, consultor de Integralia. Detalló que dichos concursos son un arranque, pero aún no hay detalles de los grandes programas de infraestructura del gobierno federal que puedan incidir más en la inversión. A la par, «el mercado está a la espera del Programa Nacional de Infraestructura». Continuar leyendo […]

Se permite el uso, distribución y difusión del contenido publicado en IDIC.mx toda vez que se cite la fuente, se vincule al artículo en nuestro sitio web y se mantenga la intención del contenido. En caso de que no sea de autoría del IDIC A.C. se deberá consultar con el autor original.